Respeto:
dar muestras de saber comprender y escuchar. Saber cómo decir las cosas, incluso las difíciles, con respecto.

Mayoly Spindler defiende que sus empleados se deben sentir totalmente libres para sugerir ideas. No subestimamos ninguna idea, independientemente de su procedencia, y damos cabida a los errores. La inspiración puede, y debe, venir de cualquier parte.
Estamos orgullosos de estar siempre abiertos a cualquier idea que nos sugieren nuestros empleados. Para ello, fomentamos la capacidad colectiva de reflexión de los equipos para que aflore un proceso activo y constante de nuevas ideas que favorezca el progreso de Mayoly Spindler y sus productos.

El respecto es un valor esencial para nuestra competitividad global.